Laura_Suárez_web

Laura Suárez

Una tarde parda y fría 
de invierno. Los colegiales 
estudian. Monotonía 
de lluvia tras los cristales. 

Es la clase. En un cartel 
se representa a Caín 
fugitivo, y muerto Abel, 
junto a una mancha carmín. 

Con timbre sonoro y hueco 
truena el maestro, un anciano 
mal vestido, enjuto y seco, 
que lleva un libro en la mano. 

Y todo un coro infantil 
va cantando la lección: 
«mil veces ciento, cien mil; 
mil veces mil, un millón». 

Una tarde parda y fría 
de invierno. Los colegiales 
estudian. Monotonía 
de la lluvia en los cristales.

Y así es como me dormía mi madre cada noche cuando era  niña, mi cuento favorito, mi nana…será porque soy del norte, será porque los inviernos en mi pueblo eran duros, será por lo que sea pero estos versos de Machado hoy y siempre me han dado paz.

  • 2016