Elena_Emeric_web

Elena Emeric

Primavera Ártica.

Primavera estética
de voluntad enérgica,
tendente a adelgazar.

Primavera hipnótica
de cama narcótica,
prefiero no soñar.

Primavera ártica,
susceptible, apática,
con ganas de llorar.

Primavera práctica,
sensación abúlica,
probando a despegar.

Primavera antártica,
soledad anárquica
de sonrisa glacial.

Primavera cómica
de dignidad alérgica,
dispuesta a trasnochar.

Primavera nórdica
sin calor ni plática,
encuentro digital.

Primavera básica
sin dulzura plástica
de deseo es visceral.

Primavera erótica
de pulsión atávica,
tu cuerpo es alegal.

Primavera cáustica,
caricia patética,
angustia gutural.

Primavera cuántica
con alma famélica,
me cuesta respirar.

Primavera acústica,
palabra melódica
que espero escuchar.

Primavera cíclica,
mañana concéntrica,
mi karma a naufragar.

Primavera ilógica
de expresión catárquica,
en la noche de San Juan.

Primavera cósmica
de música ecléctica,
el mar y un festival.

Primavera onírica
de ilusión fanática
que quisiera arrullar.

Primavera edípica,
imagen caótica
de un trauma ancestral.

Primavera bélica
de tensión lunática,
diagnóstico fatal.

Primavera endémica
de mi mente cónica,
desgaste tangencial.

Primavera fáctica,
memoria simbólica,
amor disfuncional.

Primavera mágica
de mi fase épica
falacia elemental.

Primavera hídrica
de mirada tétrica,
dolor umbilical.

Primavera mítica,
relación sinérgica,
cruel mentira carnal.

Primavera afónica,
no soy ninguna histérica,
lo hiciste feo y mal.

Primavera estúpida,
tu lógica es dogmática,
carencia intelectual.

Primavera eléctrica,
tu voz ya no es magnética
y tu presencia es fantasmal.

Primavera báltica,
palabra magnífica,
pobreza emocional.

Primavera errática,
tu dimensión poética
de sujeto asocial.

Primavera fálica
de resistencia tántrica
y corazón de metal.

Primavera higiénica
de actividad quirúrgica,
tu daño es infernal.

Primavera tóxica,
amar no es matemática,
silencio bimodal.

  • 2014